Mensaje para quienes no tienen ya ganas de estudiar inglés


¿Eres un eterno estudiante de inglés que ya está cansando de intentarlo?

¿Te cuesta mucho aprender inglés y estás pensando tirar la toalla?

Si estás en cualquiera de estos supuestos, te interesa seguir leyendo.

Conozco a una chica adolescente, la hija de una conocida,  que digamos que se llama Carol.

Hizo sus estudios de primaria en un cole privado cerca de su casa. Iba siempre un poco rezagada, pero como el cole tenía pocos alumnos y buenos profesores, Carol consiguió ir pasando de curso sin mucha dificultad.

Luego, sus padres se mudaron a otra localidad de una gran ciudad, y decidieron -con ciertas dudas- ponerle en una escuela pública. Para entonces Carol tenía unos 13 años. Resultó que en la escuela pública había muchos chicos con problemas que no querían estudiar. Algunos incluso se escapaban de clases y creaban infinidad de problemas a los profesores, que en ocasiones tenían que llamar a la policía para evitar riñas dentro del instituto.

Carol, que hasta entonces, había estado rodeada de gente que le prestaba mucha atención y ayudaba con sus problemas, pasó a ser libre y, habiendo entrado ya en la muy difícil edad de la pubertad, decidió imitar a los peores alumnos, es decir, tomó el camino más fácil, que es el de no hacer nada. 

Dejó de esforzarse y buscó la compañía de todos aquellos a quienes les importaba un rábano el instituto. Para motivarla, su tutor decidió sentarla junto a una de las pocas buenas alumnas de la clase, pero dio igual. Carol estaba mucho más a gusto haciendo pellas; hablando groseramente, mofándose de los profesores, e incluso acabó bebiendo y fumando a veces sin control.

Lo curioso era que Carol, a diferencia de los alumnos conflictivos de su instituto (muchos de ellos tenían a ambos padres en el paro, o eran inmigrantes sin recursos), no tenía problemas en casa de tipo económico, ni sus padres estaban divorciados, ni había sufrido ningún tipo de maltrato.  Sin embargo, se comportaba como si hubiera sido así.

Sus padres, al ver que Carol iba de mal en peor, decidieron sacarla del instituto y ponerla en otro, mucho más lejano de su domicilio. Este nuevo colegio era mucho más pequeño, los profesores tenían mucho mayor control de los alumnos y estos provenían de familias sin problemas socio-económicos. Carol odiaba su nuevo instituto y a sus padres por haberla cambiado. Ahora iba a estar vigilada, y tendría que esforzarse.

Costó tiempo, incluso tuvo que repetir, pero finalmente, Carol pudo ir poco a poco superando sus problemas y aprobar los exámenes.  Aún está en la lucha. Pero, una de las cosas más importantes que le ocurrió a Carol, según me contó su madre, fue que unas compañeras de clase la ayudaron con los deberes y le explicaron las dudas.

Y, es precisamente en este punto donde quiero incidir. Tú, seguramente, ya no eres un adolescente como Carol, pero da igual.

La gran moraleja de la historia de Carol es que el medio que nos rodea tiene infinitamente más poder que la voluntad de una sola persona. Si la voluntad de esa persona es débil, entonces, no hay como escapar "el medio termina comiéndose todo afán de superación."

Por ello, te pido que te rodees de gente positiva que te llene de energía para estudiar y superarte. Es imprescindible que busques gente que sea como esas chicas que ayudaron a Carol en su segundo instituto. Son esas personas las que te darán esa energía que tú no tienes.

No es necesario que esas personas sean tus amigos, o que les conozcas físicamente. Yo misma, hago esto siguiendo a otros blogueros que solo conozco de internet.

Me rodeo de gente con ideas y energía, de libros y escritos que me motivan, y cada vez que mis fuerzas decaen, un mensaje de ellos me levanta.

¿Cómo crees sino que puedo escribir posts de 34 páginas (como el de este fin de semana) cuando todos los demás están de fiesta?

La ignorancia te enseña humildad. La humildad te hace fuerte y la disciplina te lleva a la meta.

Hazme caso. Ponte a estudiar ahora mismo, y siéntete orgulloso de tus logros por muy pequeños que sean. Incluso saber tan solo un verbo bien, es toda una proeza para quien le cuesta mucho aprender inglés. Créeme, lo sé por experiencia con mis alumnos.

Mónica

Sígueme en Twitter
Pon me gusta en Facebook

Imprimir

3 comentarios :

Gabriel Alvarez dijo...

Gran blog gracias muy interesante la informacion expuesta like para ti pasa por mi canal tengo un video recopilatorio mirad mi link aqui http://bit.ly/1lpxpvL

Pepe Gómez. dijo...

Bravo por el artículo. Entre en tu blog casualmente el otro día para consultar una duda y me parece muy bueno, de hecho, aquí estoy de nuevo... Un saludo

Anónimo dijo...

Gracias por tu aporte nos enseñaste algo muy importante y de lo cual estuve hablando hace unos dias.
gracias totales


atte. Gustavo cerati.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...